martes, 2 de julio de 2013

El secreto para convertir una frase negativa en una positiva con nuestros clientes



      Definitivamente no es lo mismo, “su tarjeta fue rechazada” a “tuvimos un problema con el banco”. Esta última, fue la frase que utilizó un mesero cuando mi tarjeta fue rechazada al momento de pagar en un restaurante.

          ¿Cómo podemos convertir una frase negativa en una positiva? Sé que en algunas ocasiones tendremos que decirles a nuestros clientes que no podemos cumplir su petición, pero todo está en cómo se lo decimos.

          Veamos el siguiente ejemplo:
Frase negativa: “No puedo conseguir el producto que busca. Está agotado por el momento y tal vez hasta el próximo mes. Si gusta, puede regresar o hablar el mes que entra”.
Frase positiva: “El producto que usted busca estará disponible el próximo mes. Con mucho gusto lo ordenaré y si me deja su teléfono y correo electrónico yo le puedo avisar en cuanto llegue y hasta pudiera llevárselo a su casa u oficina”.

          Dirigir la conversación con el cliente lejos del aspecto negativo, te ayudará a llevar de una mejor manera la relación con ellos. Sólo es cuestión de utilizar un poco la empatía y así podrás seguir manteniendo a tus clientes durante mucho tiempo.

           
¡Muchas gracias!


En Creces ayudamos a las empresas a convertir a sus clientes actuales en clientes leales.

Daniel Rodríguez de la Vega
Conferencista Internacional, Consultor y Director de CRECES
Síguenos en:
T: (668) 817.0607.
Los Mochis, Sinaloa. México.